A A A

El curso fue organizado desde el servicio de Orientación e Integración Laboral de Plena inclusión Extremadura y dirigido a personas con discapacidad intelectual

Foto de Cristofer SánchezCristofer Sánchez Torrescusa, usuario de Aprosuba-14 Plena inclusión de Olivenza, se formó la pasada semana como Monitor-Guía Turístico en un curso celebrado en el Hotel Badajoz Center.

La formación fue organizada por el departamento de Orientación e Integración Laboral de Plena inclusión Extremadura en colaboración con la empresa Triana Viajes, y estuvo dirigida a personas con discapacidad intelectual. En total contó con 15 participantes.

Para Cristofer supuso una experiencia “muy positiva” y en la que se mostró satisfecho de participar, ya que además de aprender cómo realizar una nueva actividad le sirvió para conocer a gente y pasar dos jornadas diferentes. No descarta poder participar en nuevas iniciativas de este tipo.

El objetivo del curso fue facilitar la adquisición de destrezas para organizar viajes, gestionar estancias en hoteles, restaurantes o visitas, así como resolver posibles incidencias que puedan ocurrir durante el transcurso, según explicó la organización.

Asimismo, existe la posibilidad que desde Triana Viajes, a través de su Departamento de Turismo Accesible, se contrate a alguno de los participantes para trabajar con ellos en algunas de sus campañas.

 

Los niños de tres años del colegio participaron en diversos talleres temáticos impartidos por monitores y usuarios de la organización

La Asociación de Personas con Discapacidad Física y Psíquica de la Comarca de Olivenza, Aprosuba-14, se convirtió en una isla pirata para recibir a más de 60 escolares de tres años de edad procedentes del colegio público Francisco Ortiz López.
A partir de las 11.30 horas, con todo preparado, los pequeños llegaron al centro de la plena inclusión con un único objetivo, divertirse y aprender en “una isla mágica en la que personas mágicas les enseñarían a convivir con capacidades diferentes”, según explicaron las maestras del centro.
Aprosuba-14 no dejó un detalle para atrás. La entrada al centro y el recorrido por los talleres lo marcaban grandes huellas piratas que ayudarían a los pequeños a llegar hasta el tesoro pirata, donde un grupo de maestros y usuarios del centro esperaban ataviados con trajes para la ocasión.
En total se organizaron cinco talleres en los que pequeños y mayores realizaron actividades en franjas de unos 20 minutos por grupo. Los usuarios y monitores del centro fueron los encargados de dar vida al taller de invernadero, donde mostraron a los niños la preparación y el cultivo de las hortalizas y las macetas que lucen en el centro. Por su parte, los invitados a la isla pirata realizaron la siembra de tomates, pimientos, guisantes y garbanzos. Un trabajo que después se llevaron a casa.
El taller de manualidades, el taller de pintura de manos a cargo de la Unidad de Día, el taller de autonomía personal con la realización de brochetas de frutas y el circuito yincana fueron otras de las actividades realizadas para llegar, finalmente, a través de un circuito de psicomotricidad a la piscina de bolas, donde cada alumno encontró el tesoro que les invitaba a salir del centro y escuchar con atención el cuento de Garbancito, representado por los usuarios de Aprosuba-14 y con el que se puso el broche de oro a una jornada educativa marcada por la diversidad para dar a conocer la discapacidad a los más pequeños y mostrar las capacidades diferentes con las que cuentan los usuarios del centro.

 

Adolfo Guijarro obtuvo el primer puesto en la categoría masculina de Segunda División para mayores de 21 años

Un usuario de la Asociación de Personas con Discapacidad Física y Psíquica de la Comarca de Olivenza, Aprosuba-14, se clasificó esta semana en el Campeonato Autonómico de Tenis de Mesa de los Jedes, que tuvo lugar en la Ciudad Deportiva de Olivenza. En total, fueron 42 usuarios los que participaron en las diversas modalidades, y donde quedaron subcampeones además en Segunda División para mayores de 21 años Roberto Dordio y Miguel González.
Recordar que Joaquín Cayado y Cristofer Sánchez también obtuvieron el segundo y tercer puesto para la categoría masculina de mayores de 21 años en la modalidad de 1.000 metros con deficiencia intelectual en el Autonómico de Campo A Través, celebrado hace ya algunas semanas en Fuente de Cantos.
Aprosuba-14 Plena inclusión acudió al evento con su Club Deportivo Acción 14, formado hace más de una década por monitores y usuarios del centro. En la cita participaron más de 400 deportistas llegados de otros puntos de la geografía extremeña, que mostraron sus habilidades en el campo de fútbol de césped natural, en la pista que se encuentra anexa y en el interior del polideportivo para las modalidades de petanca, balón tiro, tracción cuerda, futbolín y tenis de mesa.
La actividad deportiva se enmarcó en los Juegos Extremeños del Deporte Especial, Jedes. Ahora Adolfo Guijarro estará presente en la competición y en la convivencia final, que tendrá lugar en Castuera entre los días 3 y 6 del mes de mayo. El resto de deportistas del centro realizarán durante estos días la prueba de Atletismo en sus diferentes categorías. Además se solicitarán más plazas para que acudan el resto de clasificados.

Los alumnos del Centro Ocupacional se dieron cita en la actividad, que tuvo como fin recaudar fondos para un proyecto de educación en Siria

La Asociación de Personas con Discapacidad Física y Psíquica de la Comarca de Olivenza, Aprosuba-14 Plena inclusión, participó el pasado viernes en el Día del Bocadillo del colegio Sagrado Corazón de Jesús de la localidad. Una actividad puesta en marcha para recaudar fondos destinados a que un centenar de niños sirios puedan recibir formación académica y apoyo psicológico. Se trata del proyecto ‘Educación en Homs’, del arciprestazgo de Alburquerque.Los alumnos del Centro Ocupacional, acompañados por sus maestras, se dieron cita en la actividad antes de media mañana. Al llegar cogieron el zumo y el bocadillo a cambio de los dos euros destinados a la causa solidaria.Tras ello, casi una treintena de usuarios y monitoras disfrutaron de la convivencia que tuvo lugar en el patio del colegio, donde estuvieron presentes maestros, alumnado del centro y de otros invitados, así como madres y padres. Sobre las 13.00 horas, cuando finalizó la actividad, regresaron al centro para continuar el trabajo del día.